RECUPERA LOS BUENOS HÁBITOS PARA EL CUERPO Y LA MENTE TRAS LOS EXCESOS

Las vacaciones de verano son uno de los momentos más esperados del año, que la mayoría aprovecha para descansar y, también, para cometer excesos. Por eso cuando volvemos a la ‘vida normal’ siempre necesitamos perder unos kilos de más, cuidar nuestro aparato digestivo y evaluar los daños que el sol haya causado en nuestra piel, para estar al 100% en otoño. Volver a hacer deporte, mantener una dieta equilibrada, evitar el síndrome postvacacional y proteger vuestra piel son los cuatro aspectos clave.


Según la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición, en esta época se cogen alrededor de 3 kg., ya que se ingieren hasta 1.500 kilocalorías más que en un día a día normal. Asimismo, el 65% de los adultos que regresan a su jornada laboral tras las vacaciones sufre el síndrome postvacacional, según la Universidad Abierta de Cataluña, recuperándose un 20% en dos días y hasta un 35% en dos semanas.

Para poder conseguir el bienestar y un buen estado de forma físico y psicológico, es necesario cuidarse por fuera y por dentro, algo que a veces descuidamos, especialmente cuando estamos de vacaciones. Hemos analizado los puntos clave a tener en cuenta para que retoméis con éxito el ritmo saludable cuando volváis a la rutina, con esta serie de consejos:


  1. Restaurar los daños sobre la piel: el sol, el sudor, la playa o la piscina hacen estragos sobre vuestra piel, a los debéis intentar poner remedio cuanto antes. Estos son los tres puntos clave a los que debemos poner atención:

  • Protección: es fundamental proteger la piel durante todo el año, como recomienda la Academia Española de Dermatología y Venereología, pero si durante los días de vacaciones habéis dejado este aspecto de lado, podéis protegerla después del verano, tomando alimentos que mantengan su color natural, como frutas y verduras, además de las microalgas, ricas en betacarotenos.

  • Hidratación: si no os habéis aplicado la crema de protección adecuada, ni habéis bebido dos litros de agua diarios, vuestra piel estará deshidratada, reseca y tirante, además habrá perdido su color. Lo primero que tenéis que hacer es hidratar diariamente la piel, con una crema con componentes humectantes naturales y de efecto no oclusivo. Puedes incluso aplicarla dos veces al día y utilizar mascarillas hidratantes, como una de aguacate y miel, ya que la piel necesita un extra. Os recordamos que el deberíais continuar utilizando protector solar durante todo el año, no sólo durante los meses de verano. Se recomienda uno con pantalla física y que no contenga nanopartículas.

  • Reparación: el sol causa manchas, lunares, quemaduras, heridas e inflamaciones en la piel, que pueden mejorar si las tratamos a tiempo. Os recomendamos utilizar un sérum reparador, que también aportará luminosidad, suavidad y brillo a vuestra piel. Es aconsejable dormir ocho horas, ya que no sólo descansará vuestro cerebro, sino también la piel, que es mucho más permeable durante la noche y absorbe mejor los activos del sérum, regenerándose mientras dormimos, luciendo mucho mejor aspecto después. 2. Recuperar el deporte: comenzad el ejercicio con un calentamiento y terminad estirando, ya que de esta forma evitaréis lesiones. Tened en cuenta que se trata de hacer deporte de forma estable, por lo que sed pacientes y comenzad poco a poco, para evitar las temidas agujetas y que no os llevéis una sensación negativa del deporte, que hará que no queráis volver a practicarlo más. Dependiendo del objetivo que tengáis cada uno (perder peso, cogerlo, tonificar…), los ejercicios serán diferentes, por lo que siempre hay que asesorarse. 3. Volver a comer de forma equilibrada: los pasos fundamentales a seguir son realizar cinco comidas al día, tres fuertes y dos ligeras; consumir en torno a cinco piezas de frutas y verduras al día, o beber dos litros de agua diarios. También recomendamos comer legumbres un par de veces a la semana y pescado y marisco tres o cuatro; cocinar cada producto en su punto, no en exceso, para que no pierda sus propiedades; y evitar los alimentos precocinados o muy procesados, así como los muy azucarados y el alcohol. Es realmente importante que os alejéis de las dietas milagro, como las basadas en un sólo producto, las que prohíben una lista infinita de ingredientes o las que aportan un número deficiente de calorías, ya que son peligrosas para la salud y además, siempre tienen un efecto rebote. Comer productos frescos, de temporada, ecológicos y de cercanía es la mejor opción. Al igual que sucede con el deporte, es contraproducente que queráis conseguir el objetivo de un día para otro y os machaquéis no comiendo nada o haciendo ejercicio durante tres horas cada día. Vuestro cuerpo tolerará mejor el cambio y lo asimilará con éxito si la adaptación es paulatina. Hay que disfrutar de cada paso. 4. Preparar la mente para el síndrome postvacacional: en la mayoría de los casos, este problema se puede prevenir. Las recomendaciones son retomar un horario de sueño habitual los días anteriores a volver a trabajar, volver a casa de las vacaciones unos días antes y no el previo y evitar disfrutar de periodos vacacionales muy extensos, dividiéndolos a lo largo del año, si es posible. En caso de haber vuelto al trabajo y estar sufriendo síntomas como cansancio, apatía e incluso ataques de ansiedad, os aconsejamos que madruguéis un poco más de lo habitual para acostumbraros, que hagáis ejercicio, tengáis una mentalidad optimista y retoméis el trabajo de forma progresiva, si se puede.


Estar al 100% no es fácil, pero el tan ansiado bienestar físico y mental se puede conseguir si seguís estos sencillos consejos. Atrás quedaron la relajación y los caprichos de las vacaciones y ante vosotros se presenta la vuelta a la rutina con un estado de forma y de ánimo inmejorables.


Para conseguirlo, hemos desarrollado una gama de biocosmética 100% vegana, con una crema de día y un sérum reparador, ambos antienvejecimiento, elaborados con nuestro Extracto Fluido Concentrado de Ajo Negro (EFCAN) ecológico y otros ingredientes orgánicos, como cebolla negra o microalgas. Por su elevada concentración en ingredientes activos, los efectos se notan desde la primera aplicación: hidrata, nutre, protege y regenera tu piel con eficacia y seguridad.


Además, también basándonos en este extracto, hemos creado una gama de complementos alimenticios, que vienen a poner solución a diversas dolencias, como las digestiones lentas y pesadas o la molesta hinchazón abdominal, las alergias e intolerancias alimentarias, problemas en el sistema cardiocirculatorio o del sistema nervioso, como el estrés y sirven para eliminar las toxinas y depurar o ayudar a los deportistas, entre otros usos.


Tel:  91 051 97 04   I   admin@ondalium.com   I   whatsapp consultas: 629 18 12 03   I   España

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon